El Curso para Realizar la Familia de Dios

1

El Curso para Realizar la Familia de Dios

Cumbre Mundial 2020

Palabras de la Madre Verdadera

4 de febrero del 2020

 

La Madre Verdadera pronunció este discurso en la Asamblea General de la Cumbre Mundial 2020 el 4 de febrero en el Centro de Exposiciones de Corea (Kintex) en la ciudad de Ilsan, que está dentro del Área Metropolitana de Seúl.

Respetados jefes de estado, dignatarios del país y del extranjero, damas y caballeros:

Deseo darles la bienvenida a todos ustedes a la Cumbre Mundial 2020. Nos hemos reunido hoy aquí deseando una paz verdadera. No podemos hablar de paz si se trata solo de un individuo o una nación. Si los más de doscientos países del mundo avanzaran juntos en busca de la paz no tendríamos ningún problema.

Pero no podemos expresar con palabras los horrores de las guerras y los conflictos que han surgido repetidamente, creando barreras religiosas, raciales e ideológicas a lo largo de los seis mil años bíblicos de la historia. Además, debido a la codicia y egoísmo humanos, no solo la humanidad, sino también el medioambiente está sufriendo.

La realidad es que ya no podemos ser meros espectadores. El futuro ya no es visible. ¿Qué debemos hacer, entonces? No podemos convertirnos en uno a través de pensamientos e ideologías centradas en el ser humano. Han pasado setenta años desde la fundación de las Naciones Unidas, pero no ha habido un momento en el que ellos [los países miembros] hayan podido unirse en torno al programa [de las Naciones Unidas] y obtener resultados visibles. No pudieron llegar a serlo porque están anteponiendo los intereses de sus propios países en primer lugar.

Conociendo nuestro origen

Cuando miramos estos ejemplos, podemos ver que es crucial que entendamos correctamente a Dios, el Creador y el Origen del universo. Dios tuvo un sueño. Creó el Cielo y la Tierra a Su imagen y, por último, creó un hombre y una mujer que debían convertirse en los antepasados de la humanidad. Luego les dio una responsabilidad especial. Dios esperaba que maduraran, hasta que pudiera ver que se habían perfeccionado maravillosamente. Pero, durante su período de crecimiento, los humanos se volvieron codiciosos. Pensaron: yo también puedo llegar a ser como Dios. Esto es codicia. Y así es como el mundo que conocemos hoy en día, un mundo que no tiene relación con Dios, llegó a existir.

El Creador es eterno. El principio y el final son lo mismo. No puede ignorar los principios con los que creó. Debido a ese inesperado error de los primeros antepasados humanos, Dios no tuvo otra opción que iniciar la providencia de la salvación. Los requerimientos providenciales fueron tan arduos que le tomó a Dios cuatro mil años elegir al pueblo de Israel y enviar a Su único hijo, Jesucristo. Sin embargo, entre María, que dio a luz a Cristo, la familia de Zacarías, los judíos, los israelitas, nadie sabía quién era Jesús. No entendieron la esencia de Cristo.

Hombre y mujer

Cuando Dios creó el mundo, creó un hombre y una mujer. Luego nació Jesús, el hijo unigénito, y tenía que encontrar a la hija unigénita para que pudieran estar en la posición de los ancestros humanos que Dios había esperado durante tanto tiempo. Pero el entorno no permitió que esto sucediera, y Cristo, en la cruz, profetizó que volvería. Dijo que volvería y que celebraría la cena de las Bodas del Cordero.

En la providencia del Cielo, una figura central o una nación elegida no puede volver a desempeñar un papel después de no cumplir con la primera responsabilidad recibida. Esto es debido a que quedan debiendo una indemnización. Sabemos a través de la historia qué tipo de indemnización tuvo que sufrir el pueblo de Israel. El Cielo tuvo que encontrar un nuevo pueblo que pudiera dar a luz a la hija unigénita, que no estaba viva en los tiempos de Jesús. Este es el pueblo coreano, elegido después de dos mil años.

En 1943, la hija unigénita nació en un hogar cristiano. Sin embargo, Corea aún estaba bajo ocupación japonesa en ese momento. La liberación de Corea llegó en 1945. En 1950 estalló la Guerra de Corea. Corea ya se había dividido en Corea del Sur y Corea del Norte en línea con la democracia y el comunismo. Corea del Sur no estaba lista para defenderse de la Corea del Norte comunista. ¿Cómo fue posible que la ONU, que había sido fundada ese año, enviara soldados de dieciséis naciones a participar en la Guerra de Corea para derramar sangre por una buena causa?

Elementos esenciales de la restauración

Para que Dios siguiera el principio de la creación que Él mismo estableció, tuvo que darle a la hija unigénita también un período de crecimiento. Solo con eso pueden los humanos estar en la posición de haber cumplido con su parte de la responsabilidad. ¿Cómo podemos decir que el esfuerzo humano por sí solo hizo esto? Fue un milagro que el Cielo logró. Por lo tanto, yo sabía desde una edad temprana quién es Dios. Dios el Creador es el Padre Celestial de la humanidad. La humanidad se ha vuelto ignorante; así que, para mostrar que Dios es nuestro Padre Celestial, en 1960 celebré en un matrimonio sagrado con Sun Myung Moon, el Mesías del retorno.

Pero aquellos que formaron el fundamento cristiano no fueron capaces de crear el ambiente apropiado. Como los Padres Verdaderos, empezando por la posición más baja, creamos el camino más rápido y la mayor bendición que puede traer a la humanidad de vuelta al seno del Creador, nuestro Padre Celestial: la Ceremonia de Bendición. Por eso muchas familias bendecidas residen en los ciento noventa países del mundo.

La fórmula para la restauración global

Además, después de la ascensión del Padre Verdadero, proclamé el Día de la Fundación, una nueva era y una nueva historia. En presencia del Cielo, hice una promesa. Incluso ahora, el Cielo está despertando a aquellos que no entienden bien y no pueden ver ni oír que Dios, el Creador, es el Padre Celestial de la humanidad. Por lo tanto, durante los últimos siete años, he estado trabajando duro para cumplir mi promesa de ofrecer al menos siete naciones [en varios] continentes; estas naciones se convertirán en países que asistan a nuestro Padre Celestial.

Así, en el año 2019 proclamé el establecimiento del Cheon Il Guk. Todos ustedes son ciudadanos del Cheon Il Guk con los que Dios puede estar. Al celebrar hoy la Cumbre Mundial 2020, comenzamos el séptimo año del Cheon Il Guk. Durante seis mil años nuestro Padre Celestial ha tomado un camino de sufrimiento para encontrar a Sus hijos e hijas perdidos. Seguiré marchando hacia el Sueño del Padre Celestial de que los 7.6 billones de personas del mundo lo asistan como nuestro Padre.

Conviértanse en hijos de Dios

Me gustaría decir esto: Durante los últimos seis mil años, la humanidad ha sido como huérfanos, estuvieron sin padres. Los humanos han estado viviendo de una manera egocéntrica, por lo que no podían ver el todo y, por lo tanto, han estado creando muchos problemas. El problema climático de hoy es uno de estos problemas. Si dejamos esto como está, ¿qué va a pasar? La Tierra no tendría futuro. Incluso ahora, si podemos convertirnos en uno al atender a nuestro Padre Celestial, pedirle Su sabiduría y permitirle trabajar, podemos restaurar la Tierra al hermoso estado en que se encontraba cuando Dios la creó. Preguntémosle a Dios cómo podemos hacerlo. Por favor, guíenos y haremos lo que Usted nos diga. Deseo alentar este tipo de movimiento.

Los problemas de todas las naciones son los mismos. Si las personas de cada nación se convierten en los hijos de nuestro Padre Celestial, no surgirán más guerras o conflictos. Ya no tendremos países grandes y pequeños. Estamos aprendiendo muchas lecciones del brote de Coronavirus. El Cielo no bendecirá el egocentrismo de los seres humanos. La única manera de recibir la misericordia y el amor del Cielo es hacerse uno con la Madre Verdadera, la hija unigénita, que los guiará al Creador, nuestro Padre Celestial.

¡Distinguidos invitados y líderes! Ahora sabemos quién es Dios, el Creador. También sabemos cuál es la misión del Mesías. Ahora, ¿qué debemos hacer? ¿Qué debemos hacer? ¡Tenemos que tomar el camino para convertirnos en verdaderos hijos filiales, hijas filiales y patriotas frente a nuestro Padre Celestial!

Por favor, recuerden que es el único camino, y el camino más corto para resolver todos los problemas del mundo de hoy. Mi esperanza es que todos ustedes que se han reunido en esta Cumbre Mundial sean protagonistas que hagan realidad el Sueño del Padre Celestial y el deseo de la humanidad de crear el Reino de los Cielos en la Tierra salvando al mundo a través de la paz.

2

Traducción al español:

Ricardo Gómez

Argentina

copylink

visita

 

2 Replies to “El Curso para Realizar la Familia de Dios”

  1. Muchas gracias hno. Ricardo por la gran ayuda que tú, tu familia y tu gran equipo dan a todos nosotros, la comunidad latina dándonos las palabras de los Padres Verdaderos en Español. Te pido, si es posible, también los pongas en Coreano, o decirnos dónde los podemos encontrar. Gracias de nuevo y un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .