El Rol del Pueblo Escogido Visto Según la Divina Providencia

1

“El Rol del Pueblo Escogido Visto Según la Divina Providencia”

Convocación a la Unidad 2019

ACLC

Palabras de la Fundadora

Hotel Tropicana, Las Vegas

21 de junio

Buenas tardes. Mucho gusto.

El tema de lo que quiero hablarles hoy es: “¿Cuál es el rol del pueblo escogido visto según la Divina Providencia?”.

Luego de la Caída de Adán y Eva, Dios permitió, en diferentes regiones del mundo, el surgimiento de religiones que persiguiesen la bondad, a fin de crear las condiciones para que Él pudiese abrazar nuevamente a la humanidad.

Originalmente Dios creó los cielos y la tierra y todas las cosas según Su imagen. Por último, creó a un varón y una mujer, quienes llegarían a ser los ancestros humanos de bondad.

A los humanos les dio una responsabilidad a cumplir durante su período de crecimiento. Sin embargo, mientras crecían, Adán y Eva cayeron a una posición separada de Dios. Eso fue la Caída.  

Dios, en Su deseo de abrazar a la humanidad y cumplir Su sueño, estableció principios fundamentales de la creación, por lo que no tuvo otra opción que conducir la Historia de la Providencia de la Salvación.

Así fue que logró establecer un pueblo escogido y ha venido conduciendo la Providencia de la Restauración por Indemnización desde el nivel individual hasta el nivel nacional.

Ustedes señores, por medio de la Biblia, saben qué clase de vida llevó el pueblo de Israel. Y también saben cuán difícil habrá sido la historia de indemnización, que le llevó 4000 años hasta que pudo enviar a Jesucristo, de quien dijo: “Éste es Mi hijo amado”.

Entonces, luego de tanto tiempo, envió al hijo unigénito, el hijo suyo que pudiese cumplirle el propósito de la creación. Pero el pueblo israelita no reconoció a Jesús. Desconocían la esencia de Jesús. En definitiva, tampoco sabían qué clase de ser es Dios.

Así fue que Jesús no pudo cumplir todo el propósito por el cual venía. Antes de ser crucificado, Él anunció que retornaría. ¿Y qué aconteció con el pueblo de Israel por llevar a Jesús a la crucifixión? Pagó un tremendo precio por ello.

El cristianismo nace con los apóstoles que esperaban Su retorno, cuando renacen por obra del Espíritu Santo. Sin embargo, al comienzo fueron muy perseguidos. Siendo reconocido oficialmente en Roma en el año 313, el cristianismo se expandió desde la Península Itálica a Europa y cruzó a Inglaterra.

En aquel tiempo Inglaterra salió al mundo y se decía que en su imperio nunca se ponía el sol. Ellos salieron hacia el mundo en nombre de la obra misionera. No obstante, estando en ignorancia de la esencia de Dios y la esencia de Jesús, finalmente terminaron cayendo en una cultura de saqueo, de egoísmo, de priorizar su interés nacional. Y si bien habrán logrado ser un país económicamente rico y poderoso, en el aspecto interno, espiritual, crearon muchísimas dificultades.

Del cristianismo creyente surgió el comunismo afirmando que Dios había muerto. Jesús dijo: (Mateo 22:39) “Ama a tu prójimo como a ti mismo”; pero, como resultado de vivir una vida opuesta a ello, y cuando se vio en la situación de no poder progresar más, en el siglo VII la Biblia es traducida del hebreo al inglés gracias al Rey James, y ello dio origen a Los Puritanos.

La migración de tales Puritanos, deseando adorar a Dios libremente en sus hogares, sin las restricciones del antiguo sistema, dio nacimiento a lo que es hoy Estados Unidos. Dios deseaba crear el fundamento para el retorno del Señor por medio de este país democrático.

Los comienzos fueron buenos, pero cuando Estados Unidos tuvo abundancia económica y en todos los demás aspectos se alejó de Dios y, estando en una situación de desintegración de la familia, delincuencia juvenil y amenazado por el comunismo, en situación de no poder hacer nada para impedirlo, y dado que para salvar al mundo primero había que llevar a los Estados Unidos al lado de Dios, cruzamos a Estados Unidos y realizamos una obra providencial allí durante 40 años. Me refiero a los Padres Verdaderos.

La esperanza de Jesús era ser Padre Verdadero. Para ello debía encontrar a la hija unigénita, quien no llegó a manifestarse en aquel tiempo.

Dios escoge a otro pueblo en el que pueda dar nacimiento a Su hija unigénita. Así es que la hija unigénita nació en Corea en el año 1943 por medio del fundamento cristiano que Dios preparó durante 2000 años.

La situación de aquellos días era la previa al fin de la Segunda Guerra Mundial. La Segunda Guerra Mundial culminó en 1945. Corea estaba bajo el gobierno de Japón. Fue liberada en 1945, pero fue dividida en Norte y Sur por los aliados.

Estando divididos con el Norte como país comunista y el Sur como democrático, el Norte se había sovietizado íntegramente y se preparaba para invadir al Sur. En aquel tiempo nací yo, en el Norte.

Por aquel entonces la historia del cristianismo en Corea era corta. Pero, de entre todo el mundo, adorando en espíritu y verdad, sabía muy bien sobre el Mesías. Todos los cristianos esperaban el retorno de Jesucristo viniendo sobre las nubes, pero estas agrupaciones tan espirituales sabían que solo naciendo físicamente podría cumplirse el propósito de la Divina Creación.

Así es como yo nací, en medio de una especial protección de Dios por medio de estos grupos espirituales. Dios tenía que protegerme para que yo creciese a salvo.

Debido a la fe de que el retorno del Señor ocurriría en torno a Pyongyang, a mi familia no se les ocurría ir al Sur. Pero Dios, previendo el futuro, nos puso en la situación de tener que ir al Sur. Dos años después de llegar al Sur estalló la Guerra de Corea.

Por aquel entonces, el sistema democrático de Corea del Sur aún no se había estabilizado. ¿Cómo podría Dios no hacer nada viendo semejante situación? Si bien Corea era un país desconocido para el mundo, 16 países de la ONU fueron movilizados y protegieron la democracia del Sur. ¿Por quién piensan que eso ocurrió? Fue por mi misión, por ser la hija unigénita.

La esperanza de Dios era que la unigénita creciese, encontrase a quien venía con la misión de hijo unigénito y ambos llegaren a ser Padres Verdaderos.

Viendo la situación que se daba en el mundo, yo no podía seguir dudando más y, si bien era casi una niña, en 1960 llegué a la posición de Madre Verdadera. En el año 2020 se cumplen 60 años desde aquel día.

Desde sus comienzos, la obra de la Bendición es dar renacimiento a la humanidad caída por medio de los Padres Verdaderos. Comenzamos esa obra con 3 parejas, y hoy son miles y miles; creamos un sinnúmero de familias bendecidas.

Les dije que el título era el Rol del Pueblo Escogido. ¡El pueblo escogido! ¡Gente elegida por Dios! ¿Quién es la gente elegida en el Siglo XXI, en la era de los Padres Verdaderos? Son ustedes. Todos, los reunidos hoy aquí son el pueblo escogido del Siglo XXI.

El pueblo escogido tiene una responsabilidad a cumplir. En el pasado, por no cumplir la suya, el pueblo israelita pagó un precio tremendo. Ustedes, los elegidos de hoy, deben cumplir su responsabilidad. ¿Cuál será? Ustedes tienen que ser mesías de sus congregaciones y de su tribu.

Solo por medio de la Bendición Matrimonial es posible que se conviertan en mesías. ¿Están dispuestos a hacerlo? Quiero hablarle de ustedes a Dios con orgullo.

Soportando infinita tristeza y dolor en busca de Sus hijos perdidos durante 6000 años, Dios esperó todo este tiempo que surgieran Padres Verdaderos en la Tierra y se hicieran cargo de Sus circunstancias.

Él quiso cumplir Su Voluntad hace 2000 años por medio de Jesucristo; pero, debido a que el pueblo elegido de Israel no lo recibió debieron pasar 2000 años más para que, con el nacimiento de la unigénita, la Madre Verdadera, se cumpliese la esperanza de la humanidad, el sueño de Dios de la familia humana unida.

Si las miles de millones de personas que componen la humanidad atienden a Dios, pueden ser abrazadas por Él y se convierten en verdaderos hijos e hijas de lealtad, de piedad filial, no habrá más guerras, ni conflictos ni obstáculos que impidan la unidad.

Todos los clérigos reunidos hoy aquí son un mesías de sus clanes y sus congregaciones. Un mesías tiene que salvar a las personas, ¿verdad? Eso se logra mediante la Bendición, mediante el Movimiento de Familia Verdaderas. ¿Lo harán de esa manera?

Espero que se esfuercen con mucho entusiasmo a fin de que Estados Unidos cumpla su deber filial ante Dios, quien tanto ha esperado para que este país abrace al mundo.

2550x309_FF9

Traducción al español:

Alejandro de Souza

Corea

Korea, South
copylink

visita

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s