Inspiración

La Madre Verdadera

20160821_113348-3

Juan José Torres Oceguera

Japón

japan-flag-icon-animation

Es muy agradable para mí poder hablar a la humanidad sobre éste tema, es lo más noble y lo más importante que he escrito en mi vida. Lo escribo por amor, por respeto y porque no pude encontrar nada más importante que tratar, mostrar y compartir con todos en este tiempo.

El amor de Padres Celestiales lo hizo posible. No es posible saber sin amor, no es posible apreciar sin amor y no es posible enseñar sin amor. No es mentira, por amor es posible conocer, apreciar y enseñar la verdad.

La verdad debe ser conocida, comprendida y apreciada, debe ser de todos y no ser ignorada. Es ésta la razón por la que escribo, es importante saber la verdad, es útil saber la verdad, es lo más importante y lo principal. Es el tiempo más apropiado, el más oportuno y el mejor para hablar de este tema, no es posible encontrar un tema más importante, útil y hermoso.

Es la hora, el día, el mes, el año; y con la ayuda y la bendición de Padres Celestiales puede ser también la década, las dos décadas, las tres décadas y las cuatro décadas o más; lo que quiero decir es que se trata del tiempo de poder buscar y encontrar, de poder ver y escuchar, de poder decir que se vive y se respira el mismo aire, que se vive en el mismo tiempo, en el tiempo de la verdad viva y encarnada en la vida de una mujer, de una mujer que no solo es mujer, que es más que mujer, porque también es Madre y no solo Madre, es también Reina, es la Hija Unigénita de Padres Celestiales, la persona que es Madre Verdadera de la humanidad.

El deseo mío es que toda la humanidad pueda ser de verdad hijos de los Padres Verdaderos; digo de los Padres Verdaderos porque, si son Padres, son dos, son un Padre y una Madre, un Padre y una Madre hechos uno por amor. No es posible ser hijo de un Padre sin la Madre o de una Madre sin el Padre, se es hijo de los dos o no se es.

El deseo mío es dar a conocer a la Madre Verdadera, es dar a conocer a la única Madre Verdadera que la humanidad tiene y la única que tendrá. Es la única que podrá ser Madre Verdadera de la humanidad en general. Madres Verdaderas habrá muchas en el futuro, es de verdad bueno que existan muchas Madres Verdaderas, pero Madre Verdadera de la humanidad en general solo existe una, una que podrá ser conocida por todos, por los que viven hoy y por los que vivirán en el futuro, solo una Madre Verdadera, solo una que podrá tener y usar el título de Madre Verdadera por toda la eternidad.

El deseo de Padres Celestiales es que la humanidad pueda dar alegría a la Madre Verdadera. No podrán hacerlo después, cuando ella no pueda disponer de su cuerpo físico para vivir en la tierra, no podrán hacerlo aunque quieran, el tiempo pasa y no se detiene. Es tiempo de ver, de escuchar, de apreciar, de honrar, de cuidar, de amar y de alegrar a la Madre Verdadera. Es tiempo de darla a conocer y de dar la ocasión de que todos la vean, de que todos la conozcan y la tengan presente en sus vidas. El tiempo de decir Madre, es éste. El tiempo de decir Madre te amo, es éste. No es tiempo de decir Padre te amo, ese tiempo ya pasó, el Padre Verdadero no los puede escuchar, él estaba entre nosotros en la tierra y no siempre lo amamos, no es tiempo de decir Padre te amo, es tiempo de decir Madre te amo, es tiempo de amar a la Madre. Quien ama a la Madre Verdadera en este tiempo ama al Padre Verdadero también, y quien no ama a la Madre Verdadera en este tiempo, realmente no ama al Padre Verdadero. No es posible amar solo a uno de los dos Padres, no es posible porque ellos son un Padre y una Madre hechos uno por amor.

La razón por la que es tiempo de amar a la Madre Verdadera es porque estamos en el tiempo de su vida en la tierra, en el tiempo de su liderazgo, de su reinado en la nación del Cheon Il Guk y de su ministerio providencial como Madre Verdadera, como parte femenina y maternal del Mesías de la Segunda Venida.

El punto importante a comprender en relación al ministerio providencial de Madre Verdadera es que la misión del Mesías de la Segunda Venida no se podía cumplir solo con la venida del Hijo Unigénito; con la venida del Señor de la Segunda Venida. El deseo de dar la bendición para el renacimiento de la humanidad requería la venida también de una Hija Unigénita, no era posible dar renacimiento solo con un hombre, se requería también en forma indispensable una mujer. El deseo de Padres Celestiales de ver al Mesías de la Segunda Venida en la tierra se cumplió cuando Padres Celestiales pudieron concretar el hito providencial de realizar las bodas sagradas de los Padres Verdaderos en la tierra en el año 1960.

El deseo de dar la bendición se pudo cumplir gracias a que la mujer de linaje de sangre original pudo dar renacimiento en posición de Madre y pudo cumplir su responsabilidad de brindar la base de su vientre para dar renacimiento. El deseo de dar salvación fue cumplido por los Padres Verdaderos como Mesías de la Segunda Venida.

El Hijo Unigénito de Padres Celestiales hubiera muerto si la Hija Unigénita no hubiera establecido la condición de vivir en forma verdadera su vida. El modo de vivir verdadero es fácil de reconocer para Padres Celestiales, es debido a que Padres Celestiales viven en nuestra mente y corazón, pueden saber lo que pensamos, lo que sentimos y deseamos en cada momento. El modo de vida verdadero se ajusta a la forma de pensar y sentir de Padres Celestiales, existe semejanza de mente y corazón, esto no significa que alguien por casualidad puede nacer así, no es casualidad, depende de la pureza interna, de la ausencia de naturaleza caída y pecado.

El modo verdadero de vivir es el que no da problemas de ningún tipo, es semejante a la forma de vivir de Padres Celestiales, es el modo de vivir que da alegría y vida, no da tristeza y muerte. El modo verdadero de vivir es de respeto y obediencia a la palabra de Padres Celestiales, es verdaderamente atento y respetuoso de la voluntad de Padres Celestiales. 

Lo que Padres Celestiales sabían es que la niña Hak Ja Han era hija de Padres con pecado original, pero eran Padres que no tenían vida de pecadores, no tenían mala forma de vivir. Lo que permitió que ella naciera sin pecado original fue el único y precioso hecho de que Padres Celestiales le dieron espíritu puro, ella espiritualmente es hija de Padres Celestiales, es hija física de sus progenitores físicos y es hija espiritualmente de Padres Celestiales. La humanidad es física y espiritualmente descendiente de Adán y Eva, no tienen espíritu descendiente directo de Padres Celestiales, esto es lo que ocasiona que todos tengan pecado original. Inicialmente lo que Padres Celestiales dieron en forma directa fueron los espíritus de Adán y Eva, pero los espíritus de todos los seres humanos son formados a partir de los espíritus de sus respectivos padres, por eso todos son descendientes de Adán y Eva.

Solo los espíritus de Adán, Eva, Jesucristo, Padre Verdadero y Madre Verdadera son espíritus dados directamente por Padres Celestiales, son espiritualmente hijos directos de Padres Celestiales, que físicamente nacieron de sus propios Progenitores físicos.

La Madre Verdadera es quien pudo dar renacimiento a la humanidad en posición de Madre, es quien pudo ser Esposa de Padre Verdadero y Madre física de sus propios hijos, es quien ha podido cumplir la responsabilidad más importante de la historia en unidad con su Esposo, es quien pudo dar vida a la humanidad.

El verdadero beneficio que la humanidad puede recibir de ella en este tiempo es la bendición y la palabra de vida. Es Madre que no da paso a la tradición del mundo de Satanás y está enseñando la forma correcta de vivir y la tradición del corazón de Padres Celestiales. No es Madre del mundo de ignorancia y maldad, es Madre del mundo de libertad y alegría, del mundo de Paz y bienestar común. Es Madre de la vida con dignidad, de la vida con amor puro y verdadero, de la vida con Padres Celestiales y Padres Verdaderos. Es Madre del mundo que nunca podrá ser gobernado por la ignorancia.

Hoy es tiempo de la Madre, tiempo de la Madre Verdadera, tiempo de la Hija Unigénita de Padres Celestiales, tiempo de quien pudo ser amada como Hija, como Hermana, como Esposa y como Madre por el Padre Verdadero. El tiempo de la Madre es tiempo de amar a la Mujer, de ver a la Mujer y de escuchar a la Mujer, es tiempo de saber y aprender de la Mujer, de la Mujer de Padres Celestiales, de la que pudo ser y es Madre Verdadera. Es tiempo de ser hijo, de ser quien puede amar y apreciar a la Madre Verdadera. Es el tiempo de ser hijos e hijas verdaderos. Es tiempo de pensar en crecer y llegar a ser hombres y mujeres verdaderos, hijos dignos de la Madre Verdadera, de la Madre que pudo amar a Padre Verdadero como Hijo, como Hermano, como Esposo y como Padre.

Es tiempo de decir Madre Verdadera queremos ser sus Hijos Verdaderos, queremos ser Hijos Verdaderos de los Padres Verdaderos y de Padres Celestiales. Es tiempo de decir que la Madre Verdadera nació en Corea y es Madre de amor verdadero para toda la humanidad. Es tiempo de decir la verdad, la verdad es que Madre Verdadera es la más hermosa y única Reina Madre que la humanidad ha podido tener. La Madre Verdadera es la Dra. Hak Ja Han Moon.

Escrito por Juan José Torres Oceguera, agosto de 2016, Nishitokyo, Japón.

13474942_1127750967286050_8511885865634605629_o

1 reply »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s