Inspiración

Palabras del Hoon Dok en el Cuadragésimo Día del funeral en el Jardín Original Cheon Jeong Gung (본향 원) el 9,11 por el HC / 25 de octubre de 2012

Rev. Hyung Jin Moon

NOTA: Estas notas están tomadas de un clip de video de Peace TV. Ellas no pueden ser publicadas como textos definitivos, y no deben ser utilizadas en el futuro como una publicación “oficial” de las palabras de los Padres Verdaderos. Sin embargo, sí dan una buena idea del “espíritu” del mensaje. – Rev. Katsumi Kambashi

Palabras de Hoon Dok en el Servicio de Memorial del Día Cuadragésimo en el Jardín de la Patria Original (본향 원) en el Cheon Jeong Gung en HC 9,11 / 25 de octubre 2012

La ceremonia tuvo lugar 40 días después de la Ceremonia de Seonghwa del Padre Verdadero y 53 días después del Seongwha final. El Rev. Suk fue el Maestro de Ceremonias ese día y aproximadamente participaron 500 líderes coreanos y japoneses

Después, el Rev. Hyung Jin Moon y su esposa, la Sra. Yeon Hwa Moon, encendieron una vela, luego todos cantaron el himno del Cheon Il Guk y recitaron el Juramento de las Familias. Después, el Rev. Yeon Suk Song de Japón ofreció una oración, la Madre Verdadera depositó flores y una taza de vino sagrado en la tumba del Padre Verdadero, e hizo una media reverencia. Luego, el Rev. Hyung Jin Moon y esposa, como representantes de todas las familias de Unificación, ofrecieron flores y vino sagrado, y luego hicieron una inclinación completa frente a la tumba del Padre Verdadero. Entonces, Kuk Jin Nim ofrecido flores y vino sagrado, y le ofreció una inclinación completa acompañado de otros Hijos Verdaderos, incluyendo a su esposa. Entonces, Shin Jun Nim ofreció una flor, seguido de otros Nietos Verdaderos, y después Shin Jun Nim ofreció vino santo, él, junto con los otros Nietos Verdaderos, ofrecieron una inclinación completa.

Entonces, las esposas de los cinco sabios ofrecieron flores, vino santo y una inclinación, seguido de las 36 parejas (8 maridos) y los directores continentales. A continuación, todos los demás participantes, que representaban a todas las familias bendecidas en el mundo espiritual y en la tierra, ofrecieron una media reverencia.

El Rev. Suk dijo que era hora de que el Padre Verdadero recibiera (흠향 하다) los alimentos en el altar, y pidió a todos los participantes para ofrecer una oración silenciosa. Después de eso, el Dr. Peter Kim leyó las palabras del Padre en el Cheon Seong Gyeong con el título “¿Hacia dónde vamos ahora?”

“¿Cuál es el propósito de nuestra vida? Tenemos que volver a examinar esta cuestión. Dado que el motivo de “mi” nacimiento no es de ‘mí’, es seguro que el propósito de “mi” vida no sólo se concluye en el “yo”. ¿Quién no quiere estar en ambientes o atmósferas lujosas y felices? “Yo” quiero estar orgulloso de «mí mismo», y quiero vivir como «yo» lo deseo. Pero no podemos vivir nuestra vida como queramos. Es una existencia llamada “yo” la que vivimos en un cruce de caminos.

El hecho de que el otoño llega significa que el invierno está cerca. En invierno, sólo aquellos que tienen vida pueden sobrevivir. Los que no tienen vida no pueden ayudar y deben retirarse de aquí. Es por eso que antes de que llegue el invierno, uno debe ser inyectado con una nueva vida. Una nueva vida debe tener un nuevo amor, un nuevo punto de vista de la vida, del mundo y del universo. De lo contrario, nadie puede pasar por el invierno. Una vez que uno tiene la energía de la nueva vida que les permite sobrevivir el invierno, a pesar de que se enfrentaría a muchas dificultades, cuanto más avance, más se puede sentir que la primavera está al caer. La primavera vendrá y la Iglesia de Unificación tomará ese camino.

A pesar de que vivimos en esta tierra, sabemos que existe el mundo espiritual. Este mundo secular y el mundo de los espíritus no son dos mundos diferentes, sino que están conectados como uno solo. ¿Dónde vamos a vivir y hacia dónde nos dirigimos? Vivimos nuestra vida física, pero ahora nos dirigimos hacia el mundo eterno.

La gente vive en la adolescencia, entre los 20 y 30, pasando a través de años de la juventud y el prime time de sus vidas. Entonces, finalmente llegan a la vejez y acaban con su vida en la tierra. Entonces, ¿dónde van los humanos? Para el mundo de los espíritus, que es como el océano. Todos, sin excepción, tienen que tomar ese camino. Al igual que el mar, el cual tiene toda clase de peces diferentes en diferentes corrientes, hay un montón de diferentes familias en el mundo espiritual.

Cuando estaba en Corea del Norte (después de la Segunda Guerra Mundial), hubo una familia rica. Cuando la gente huía de allí (durante la guerra de Corea), vi que ataron a sus perros caros a la casa y dijeron: “Sean fuertes y espérennos que volveremos” Nosotros, los Unificacionistas no deberíamos hacer eso. Debemos ser capaces de tener todos los animales y los seres que amamos como los propietarios de la tierra en el reino de los cielos, donde se supone que debemos ir. Es sorprendente que el principio aclara todas las cuestiones de la tierra y el mundo espiritual, nos presenta una visión clara y un camino unificado para ir. En ese camino, cuanto más avanzamos, más nos energizamos sin tener problemas en subir a la siguiente etapa. Esto se debe a que la fuerza motriz del amor siempre responde a nuestra vida diaria. Nacemos del amor, vivimos con amor, con amor morimos e iremos al mundo del amor al volver a Dios, que es el origen. Es por eso que debemos tener la manera de pensar de Dios.

¿Creen que el mundo espiritual cambia? Las mentes humanas siempre cambian, pero el mundo de los espíritus nunca cambia. Si hay un Dios, ¿cambia? No, Él no lo hace. Si hay una nación que Dios gobierna, nunca va a cambiar tampoco. La gente allí, sin sentir ninguna queja, existe y vive en sintonía con esa ley, donde ninguna revolución es necesaria.

El mundo espiritual es su ciudad natal. Su tierra natal es el mundo de los espíritus. Este mundo físico es la patria de sus cuerpos, y el mundo de los espíritus es la patria de su espíritu. Como solo se respira amor en el mundo de los espíritus, libremente podremos respirar allí sólo después de que hayamos respirado amor en la tierra. Es el mundo de los espíritus, el amor es como el aire allí. Si su espíritu va al mundo espiritual sin haberse preparado para respirar el amor en la tierra, no podrá respirar libremente en el mundo de los espíritus. Ustedes deben practicar el amor original en la tierra, y cuando todas las células de su ser fundamenten este amor, todo va a ir bien en el mundo de los espíritus. Por lo tanto, en la tierra, ustedes deben determinar y ajustar el nivel al que ustedes pueden ir eternamente en su tierra natal. Ustedes no deben vivir como quieran, como los que no saben nada. Conociendo el mundo de los espíritus y ajustándose a ustedes mismos a él, pueden ir a Dios cuando mueran y conectarse al Reino de los Cielos. Ustedes deben saber que es imposible hacerlo de otra manera”

El Sr. Jeong No Yun, Presidente de la UPF Corea, dirigió tres Mansei, y entonces todos ofrecieron una media reverencia a los Padres Verdaderos, concluyendo así la reunión de ese día.

Traducción al español:

María José Sánchez, Estados Unidos

Ricardo Gómez, Argentina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s